DMAG | arte latinoamericano
9989
post-template-default,single,single-post,postid-9989,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.8.1, vertical_menu_transparency vertical_menu_transparency_on,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive,"> <!-- Google Tag Manager (noscript) --><br style="display:none;

arte latinoamericano

El es Gabriel Chaile, un artista tucumano de 36 años, hijo de una empleada doméstica y de un albañil, que estudió Artes Plásticas en la Universidad Nacional de Tucumán. Eduardo Constantini acaba de comprarle las 5 esculturas monumentales que expone en la Bienal de Venecia, por una cifra récord de 6 dígitos en dólares. La idea de Eduardo es emplazarlas en un lugar público de Buenos Aires.

La obra de Gabriel surge de la investigación antropológica de su origen en las periferias, una historia silenciada, cargada de situaciones asociadas a la violencia. Su intención es revalorizarla, ya que hay una gran ausencia de relatos de nuestros antepasados.  Las 5 obras representan a su grupo familiar como un manifiesto de su cultura. Cada una de las obras está hecha de adobe, material relacionado con los alimentos, el fuego y la unión, y lleva el nombre de un integrante de su familia. Su abuela materna Rosario Liendro (la escultura más grande), su madre Irene Rosario Durán, su padre José Pascual Chaile, su abuela paterna, afrodescendiente Sebastiana Martínez, y su abuelo paterno Pedro Chaile.

No Comments

Post a Comment