DMAG | 3 cosas que no sabías sobre Sadomasoquismo
1877
post-template-default,single,single-post,postid-1877,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,select-theme-ver-3.8.1, vertical_menu_transparency vertical_menu_transparency_on,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1.1,vc_responsive,"> <!-- Google Tag Manager (noscript) --><br style="display:none;

3 cosas que no sabías sobre Sadomasoquismo

Por Lucía Levy

En el issue 61 hablamos con Ciro, experto en BDSM, y nos reveló los secretos de un mundo sexual que genera intriga y morbo. Seleccionamos 3 secretos que seguramente no sabías sobre este universo.

  1. La infidelidad no va, pero hay excepciones

“Las relaciones BDSM son muy profundas. La comunicación constante y la honestidad son fundamentales, por lo que la infidelidad no está bien vista dentro de la comunidad. Sin embargo, entre los practicantes de BDSM encontramos todo tipo de relaciones: matrimonios fieles, infieles y poliamorosos, parejas abiertas, compañeros de juegos, novios. El hecho de que practiquen BDSM no influye en la forma en que se construye la relación”.

2. La palabra de seguridad es clave

“La regla más importante es el consenso. Hay diferentes maneras de llevarlo a la práctica, pero la más simple es el SSC: Sensato, Seguro y Consensuado. La palabra de seguridad existe para advertir sobre algún problema durante la sesión. Hoy se popularizó el uso de la metodología de semáforo con ‘amarillo’ y ‘rojo’. La palabra ‘rojo’ interrumpe la sesión y desarticula los roles, ya no hay ni sumisx ni amx”.

3. La sociedad piensa que están enfermos

“El prejuicio más común es que somos raros y enfermos, que necesitamos terapia porque algo no está bien con nosotros si nos expresamos sexualmente de forma distinta. También hay otro prejuicio fomentado por el cine. Se suele pensar que al sumisx se lo va a someter a los caprichos del amx y que recibirá torturas dignas de un calabozo medieval”.

Foto de Robert Mapplethorpe

Foto de Robert Mapplethorpe

No Comments

Post a Comment